Planean toma de oficinas de Delegación del IMSS en Oaxaca

Javier MARTÍNEZ

Trabajadores de la delegación en Oaxaca del IMSS denunciaron que los jefes de Servicios de Finanzas, Javier Moctezuma Santamaría; de Desarrollo Personal, Gloria del Carmen Camacho Meza y de Administración, Mario Caballero López sostuvieron una reunión para planear una nueva toma de las oficinas delegacionales.

De acuerdo a los empleados, que piden el anonimato para evitar represalias, en la reunión también participó el anterior delegado del Instituto Mexicano del Seguro Social, Juan Díaz Pimentel, a quien unen ligas muy fuertes con estos tres servidores públicos quienes fueron nombrados durante su administración.

“La intención de la toma de las oficinas de nueva cuenta en menos de 15 días tiene como finalidad causar molestia entre la base trabajadora y generarle un conflicto a la nueva delegada, en vista del cúmulo de irregularidades que se han detectado en apenas cuatro semanas que se hizo el relevo de delegado”, comentaron.

Manifestaron que es un secreto a voces que el Jefe de Servicios de Finanzas, Javier Moctezuma Santamaría, quien llegó de las oficinas centrales del IMSS tiene a su cargo el traslado de pacientes y familiares de pacientes  a Puebla y a la ciudad de México con la línea de autotransporte ADO, a quien le exige un porcentaje por cada boleto que se adquiere.

La corrupción en la delegación, dijeron, alcanzó niveles insospechados. En el caso de Gloria del Carmen Camacho Meza, quien funge como Jefa de los servicios de Desarrollo de Personal, cobró o cobra tanto en el IMSS como en los Servicios de Salud de Oaxaca, amén de que llenó la delegación de familiares y amigos en puestos administrativos.

Además detallaron que Gloria del Carmen Camacho Meza se ha dedicado a vender las plazas de confianza del IMSS.

Comentaron que Mario Caballero López se volvió el nuevo rico de Oaxaca gracias a los contratos fantasmas por servicios de todo tipo que se pagaron sin que se llevaran a cabo. Fumigaciones de hospitales y clínicas que nunca se hicieron. Mantenimiento a equipos que simplemente se omitieron, sin contar obras sin ejecutar, pero todas pagadas puntualmente.

La llegada de la nueva delegada supone para ellos el fin de todos sus negocios y por ello planean la toma de las oficinas, sin considerar que afectan a todos los empleados y usuarios que acuden cada día a realizar sus labores y su trámites, por lo que condenaron esta actitud siniestra, comentaron.

Lamentaron que sanear todas las irregularidades hospitalarias y administrativas los lleve a este tipo de acciones que revelan misoginia y una clara intención de mantener sus privilegios y actos de corrupción.