Recorre López Obrador Hospital de Tlaxiaco, llamado a ser el mejor de IMSS-Bienestar de México

Juan Carlos MEDRANO

HERÓICA CIUDAD DE TLAXIACO. - El presidente Andrés Manuel López Obrador recorrió este viernes en este municipio mixteco, el Hospital Rural de Tlaxiaco el cual está destinado a ser el mejor del programa IMSS-Bienestar al ampliar sus especialidades en otorrinolaringología, oftalmología, traumatología y ortopedia, en beneficio de los habitantes de Oaxaca.

Durante la visita, el Jefe del Ejecutivo federal Celebró que en Oaxaca avance este modelo de IMSS-Bienestar, el cual sirve de ejemplo para la rehabilitación de todo el sistema de salud pública, “porque fue lo único que quedó en pie, la verdad es que lo que era la Secretaría de Salud quedó convertida en un cascarón, sólo con funciones normativas”.

Acompañado del gobernador Alejandro Murat, del director del IMSS, Zoé Robledo, la titular de la Unidad Programa IMSS Bienestar, Gisela Lara Saldaña; el presidente municipal de Tlaxiaco, Gaudencio Ortiz Cruz, y el director del Hospital Rural de Santiago Tlaxiaco, Marco Antonio Martínez Castellanos, el Presidente recordó que la Secretaría de Salud del gobierno federal tenía a su cargo sólo siete hospitales en todo el país, después de ser la gran secretaría de salud pública, que aportó mucho, porque gracias a esa institución se pudieron enfrentar muchos problemas, enfermedades, sobre todo originadas por la pobreza.

Criticó que el dinero para la salud se haya desviado para otros fines, menos los de atender la salud de los mexicanos cuando se dio la descentralización.

“En algunos casos funcionó bien, pero en la mayoría funcionó muy mal, porque se enviaban los recursos federales y se utilizaban para otras actividades, y se fue abandonando el sistema de salud pública, el que atiende a la población sin seguridad social, a la población abierta, al grado de que no había médicos y sigue habiendo falta de médicos, y desde luego desabasto de medicamentos y hospitales, así como este, que habían dejado en el abandono”.

Reprochó que en Oaxaca hayan dejado “un tiradero” en materia de salud, pues lo único que les importaba era entregar los contratos y dejaban sin terminar los centros de salud, los hospitales.

Reveló que el Hospital de Tlaxiaco fue uno de los tantos que dejaron sin terminar y que después de 10 años se concluyó. Sin embargo, existen otros 50 más en Oaxaca en proceso, sin terminar, tanto centros de salud como hospitales.

Pese al ofrecimiento de entregar este viernes 20 de marzo el hospital al 100%, esto no se logró debido a que según explicó el director del IMSS, Zoé Robledo, “por algunas circunstancias no llegó todo el equipo, solo el 93 por ciento, pero tiene la mayoría del personal, enfermeras, los médicos, los especialistas.