Exhortan diputados a Gobierno de Oaxaca detener ola de violencia


Juan Carlos MEDRANO

El tema de la inseguridad en varias regiones del estado, los homicidios de autoridades municipales, los ataques contra militantes del partido Morena y la violencia política que padecen mujeres autoridades municipales, se hizo presente este miércoles en la sesión del Congreso de Oaxaca.

Al reiniciar los trabajos legislativos luego del largo período vacacional que se recetaron los legisladores, el pleno aprobó como de urgente y obvia resolución, un exhorto dirigido al gobernador Alejandro Murat, al Fiscal General de Oaxaca, Rubén Vasconcelos y a la presidenta del Tribunal Superior de Justicia, María Eugenia Villanueva Abraján; para que revisen la estrategia de seguridad que se aplica en la entidad.

En el exhorto, los legisladores pidieron se esclarezcan los homicidios registrados la semana pasada en Tlaxiaco y en la región de la Costa.

“Que en el ámbito de sus competencias revisen la estrategia de seguridad actual, y deleguen las acciones necesarias para prevenir, esclarecer y sancionar los lamentables hechos ocurridos”, precisa el documento.

En el mismo exhorto, los diputados locales solicitaron a estas autoridades estatales que les informen sobre los avances en las investigaciones.

“Ya que es necesario saber lo que ha motivado tanta violencia. Qué está haciendo el Estado para impartir justicia sobre estos delitos, desde el Congreso exigimos justicia para todas las víctimas y un alto a la impunidad”, señaló.

Durante la lectura del exhorto, un grupo de diputados de la fracción parlamentaria de Morena, desplegó una manta donde demandaban prevenir, investigar y sancionar los homicidios generados por la ola de violencia en el estado.

Al hablar a nombre de la Fracción Parlamentaria de Morena, la diputada Delfina Guzmán consideró que el momento de solo escuchar o solo ver ya ha quedado y debe de quedar en el pasado, debemos hacer y accionar para que no quede impune la violencia política, el ataque y los asesinatos en contra de militantes de partido sin distinción de colores.

“Asesinatos de quienes no debían nada y que talvez su voluntad férrea de cambiar las cosas en sus regiones fue lo que hace la diferencia para que hoy estuvieran con vida”.

Indicó que el mensaje debe quedar claro de que ningún delito de violencia política quedara impune y nunca más una autoridad, activista o líder social y político asesinado por luchar a favor de sus ideales políticos.

Abundó que el dolor, la tristeza, la rabia y la impotencia que provocan mentes desquiciadas y con una ambición desmedida, al asesinar cobardemente a “compañeros” que participan en la vida política de los pueblos.

Cuestionó si se ha perdido sensibilidad al grado de “solo ver como acribillan a nuestros hermanos y compañeros de partido, no compañero y mil veces no, eso no puede sucedernos”.

Por su parte, el presidente de la Mesa Directiva, César Morales Niño advirtió que la impunidad es el denominador común de los asesinatos contra dirigentes políticos, que en los últimos años se han registrado en Oaxaca.

Como ejemplo, mencionó 6 casos en donde las víctimas han sido líderes del PT, PRD, PRI, y Morena.

 “Ya basta de insensibilidad institucional, ya basara de crímenes”, afirmó, el diputado del Partido del Trabajo.

En tanto, Horacio Sosa Villavicencio, Magaly López Domínguez y Elisa Zepeda Lagunas exigieron garantizar la verdad y la justicia en las investigaciones de los homicidios contra militantes del Partido Morena.

El Legislador y las Legisladoras enlistaron los nombres de 17 militantes de Morena asesinados en Oaxaca en los últimos tres años, por tales crímenes pidieron que los familiares de las víctimas, la sociedad y la estructura del partido político, tenga acceso a la verdad y a la justicia: “Estos crímenes han enlutado la democracia en nuestras comunidades”, coincidieron.

Durante la misma Sesión Ordinaria, los distintos grupos parlamentarios guardaron un minuto de silencio por las víctimas registradas en la entidad oaxaqueña.