Elevan constructoras contratadas por IOCIFET costos de obras menores

Francisco RAMÍREZ

Sabedores que defraudan la confianza de los gobiernos estatal y federal, constructoras contratadas por Instituto Oaxaqueño Constructor de Infraestructura Física Educativa (IOCIFED) elevan costos de obras menores por restauración en escuelas públicas de Oaxaca.

De acuerdo a denuncias hechas por padres de familia, los presupuestos que se otorgan a las escuelas que se vieron afectadas por los sismos del pasado Septiembre, se convierten en insuficientes para los constructores, por lo que aprovechando el desconocimiento de padres de familia “sangran su economía” disfrazando obras con precios de materiales que no van acordes a la realidad.

Es así que podemos encontrar, un ejemplo de ello, el presupuesto que se destinó para reparación de daños menores en una escuela de Valles Centrales, a la cual se asignaron 168 mil pesos y que constructores quieren elevar a 500 mil pesos.

Las obras menores, manifiestan los padres de familia, constan de pintura general, resanado de muros en salones, así como ubicación de señalamientos exigidos por Protección Civil, además la ubicación de algunos otros detalles que se recomiendan por parte de la autoridad para prevenir una contingencia.

Indicaron que constructoras aprovechan de la situación y tratan de hacer su “agosto” en diciembre pese a que este tipo de programas son un compromiso por parte del gobierno de la república y la administración estatal, por lo que piden vigilar el actuar de este tipo de empresas que lucran con la situación que vive los oaxaqueños después de los sismos del pasado septiembre.

Los padres de familia manifestaron que para la realización de estos trabajos el IOCIFED, conjuntamente con la constructora checan las necesidades de cada una de las escuelas, posteriormente se presentan un contrato que es avalado tanto por el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO) y el Consejo Estatal de Participación Social en Educación (CEPSE) que preside Luisa García Cruz.

“Ellos firman las estimaciones para la rehabilitación de las escuelas afectadas por los sismos de septiembre, por lo que se convierten en cómplices de las constructoras que están inflando los costos de la rehabilitación”, afirmaron los padres de familia.

En septiembre pasado, fue el propio presidente de la república, Enrique Peña Nieto quien pidió no permitir que nadie quiera lucrar o tomar ventaja política utilizando como pretexto la tragedia ocurrida por los sismos del 7, 19 y 23 de septiembre, que afectó severamente varios municipios del sureste del país.

Además convocó de manera respetuosa a la comunidad en general y en especial a las empresas constructoras “para que muestren su solidaridad con la construcción de viviendas y escuelas afectadas” por este fenómeno natural.

Enviar una respuesta